28 de marzo de 2009

Historias de Valladolid: EL CONDE ANSÚREZ, promotor de la ciudad




     Se desconoce el año y lugar de nacimiento de Pedro Ansúrez, aunque se sabe que era descendiente de la familia noble de Munio Gómez, residente desde el siglo X en el valle de Liébana, tierra que su hijo, Diego Muñiz, bisabuelo de Pedro, abandona para trasladarse a tierras palentinas de Saldaña y Carrión, convirtiéndose en su primer conde. En las rivalidades entre los reyes de León y los condes de Castilla, unos sucesores de Diego Muñiz fueron leonesistas y otros castellanistas, destacando entre estos últimos Ansur Díaz, padre de Pedro, que finalmente se reconciliaría con la realeza leonesa cuando Fernando I se convirtió por herencia en el primer rey de Castilla y León y de este monarca recibiría en 1037 un solar en el que edificó un palacio en la ciudad leonesa.

     Posiblemente por esos años y en ese palacio nace y se educa Pedro Ansúrez junto a su madre Justa Fernández. A los 20 años ocupa el cargo de instructor y maestro en el manejo de armas del joven príncipe Alfonso VI, con el que entabla una gran amistad.

     Después de que Fernando I repartiese los reinos entre sus hijos, dejando Castilla a Sancho II, Galicia a García, León a Alfonso VI y los señoríos de Zamora y Toro a sus hijas Urraca y Elvira, Sancho II derrotó y apresó a su hermano Alfonso VI en Carrión, aunque lograría escapar y refugiarse en Toledo, amparado por su vasallo el rey taifa Almamun. Alfonso es acompañado por su maestro Pedro Ansúrez, que aprende en Toledo la lengua árabe.

     Muerto Sancho II en el cerco de Zamora, a manos de Bellido Dolfos, Alfonso VI pudo regresar su tierra y proclamarse rey de Castilla y León, nombrando a Pedro Ansúrez su consejero y gobernador de Toro, Zamora y de las fortalezas de Cabezón y Simancas. Tras la conquista de Toledo por Alfonso VI en 1085, el Conde Ansúrez se convierte en repoblador de Iscar y Cuéllar, figurando en 1096 como gobernador de Madrid. Por conocer la lengua árabe actúa como embajador de León ante el taifa granadino Abdallah, que se negaba a pagar los tributos.

     Tras la muerte del rey Alfonso VI, Pedro Ansúrez ejerce como asesor de su hija y heredera Urraca Alfonsez, aunque finalmente se aparta del gobierno activo tras el fracaso del segundo matrimonio de esta reina con Alfonso I, rey de Aragón.

     El Conde Ansúrez contrae matrimonio con doña Eylo Alfonsez, hija Alfonso Muñoz, conde de Cea, y de Ildoncia, familia noble de los llamados “campos góticos” en Tierra de Campos, con casa junto al principal monasterio de Sahagún.

     El matrimonio tiene cinco hijos: Mayor (casada con Alvar Fáñez, ligado a la figura de El Cid), María (esposa de Armengol V, conde de Urgell), Urraca (casada con el conde Sancho), Alfonso (que murió muy joven) y Fernando.

     A la muerte de su yerno Armengol V, siendo de corta edad Armengol VI, único heredero, su abuelo el conde Ansúrez actúa como regente del Condado de Urgell, estableciendo alianzas militares con Ramón Berenguer III, conde de Barcelona.


Sepulcro del Conde Ansúrez en la catedral de Valladolid
     Valladolid era una pequeña aldea cuyo caserío se había establecido, desde la segunda mitad del siglo X, en la confluencia de varios ramales del río Esgueva sobre el Pisuerga. A mediados del siglo XI, en tiempos de Fernando I, se construye en ella un Alcazarejo (subsuelo del monasterio de San Benito), una iglesia dedicada a san Julián y una muralla protectora (restos en la calle de las Angustias), siendo el centro urbano la actual Plaza de San Miguel.

     El Conde Ansúrez y doña Eylo fundan en Valladolid la Colegiata de Santa María la Mayor, ocupada por monjes benedictinos cluniacenses procedentes del monasterio de San Zoilo de Carrión, siendo consagrada el 25 de mayo de 1095. Asimismo, el conde Ansúrez edifica en Valladolid su palacio y la iglesia de Santa María de la Antigua, al tiempo que repuebla la ciudad creando un nuevo barrio en torno a la iglesia de San Martín y construye el Puente Mayor sobre el Pisuerga. Tras este crecimiento urbano, el Pedro Ansúrez logra el rango de villa para Valladolid, asentando un Concejo y el emplazamiento de un mercado, figurando en su jurisdicción los territorios de Laguna, Fuensaldaña, Tudela, etc. Tras la muerte de doña Eylo, contrae de nuevo matrimonio con doña Elvira Sánchez.

Detalle del sepulcro del Conde Ansúrez
     Aunque el Conde Ansúrez figura en numerosos textos como fundador de Valladolid, no ocurrió así estrictamente, sino que fue el repoblador de una aldea ya existente y su principal engrandecedor como villa.

     El Conde Ansúrez muere en 1119 cuando tiene más de 80 años. Aunque había dispuesto ser enterrado junto a su esposa doña Eylo en el monasterio de Sahagún, es enterrado en la Colegiata por él fundada en Valladolid. Tras la construcción de la catedral renacentista de Juan de Herrera sobre los terrenos de la antigua colegiata, su sepulcro fue adosado al ábside del Evangelio de la nueva catedral. Este año se cumplen 890 años de su muerte.

     En el Museo de Valladolid se conserva un pendón con sus armas bordadas y en el Ayuntamiento de Valladolid un retrato imaginario realizado por un pintor anónimo en 1606 (ilustraciones 1 y 2).

Para ver algunos de los lugares y personajes citados pulsa el Play (>) en el vídeo de cabecera.

Informe y vídeo de J. M. Travieso.

* * * * *

9 comentarios:

  1. Muy interesante y didáctico, podrías comentarme algo sobre el hijo muerto joven de Ansurez, si hay alguna bibliografía o documentación, muchas gracias

    ResponderEliminar
  2. Acaban de publicar un libro sobre el Conde que recoge muchos datos inéditos. Os dejo la web de la editorial, pero lo he visto en muchas librerías del centro como Maxtor.
    http://tienda.glyphos.net/el-conde-pedro-ansurez-poder-y-dominio-aristocratico-en-leon-y-castilla-durante-los-siglos-xi-y-xii

    ResponderEliminar
  3. Pedro Ansurez era un noble caballero leonés que odiaba Castilla. De hecho funda Valladolid para proteger al Reino de León de los castellanos.

    ResponderEliminar
  4. Fernando I era rey de León y Castilla y no al revés. El reino predominante iba primero en la nomenclatura

    ResponderEliminar
  5. Fernando I era Rey de León y punto.

    No hay ni un documento oficial en que se llame rey de Castilla, eso es una burda manipulación, bien es cierto que de hace cien años, para hacer creer algo que no fue así.

    De hecho la reina por derecho de León era su mujer, hermana de Bermudo III. Castilla era un condado de Navarra en disputa con el Reino de León y que el padre de Fernando le legó como conde al casarse.

    Como el Rey de León no reconocía esos territorios sino como un expolio ilegal mandó sus tropas a luchar contra el ejército navarro-castellano, muriendo en batalla.

    El Reino lo hereda su hermana, casada con Fernando y cuando son coronados reyes de León los territorios de Castilla retornan a la corona leonesa abandonando la Navarra.

    El primer rey castellano es Sancho, su hijo, ya que siguiendo la tradición Navarra Fernando repartió el Reino de León dándole a su hijo primogénito el territorio del padre, a su hijo segundo el de la madre y como tenía que haber para todos segregó Galicia de León y hasta a las hijas les dio dos ciudades.

    Obviamente el hijo mayor dijo que eso no era justo porque mientras a él le daban una basurilla de condado a su hermano le daban lo que era un Reino-Imperio. Así que como solución denominaron reino a Castilla que de aquella tenía menos importancia que otros condados leoneses y también elevaron a reino a Galicia, otro condado leonés.

    Ni por esas tragó Sancho y fue así cuando comenzó una guerra contra sus hermanos porque él, lo que quería, era ser rey de León. Lógico. No es lo mismo ser Rey del Reino más potente del Sur de Europa y con derecho a título de Emperador que conde de un secarral al que elevan a categoría de reino por pena y para evitar conflictos.

    Pedro Ansúrez fue el comandante en jefe del ejército leonés que se enfrentó a los invasores castellanos. El comandante en jefe de los mismos, o portaestandarte, se llamaba Rodrigo y era de Vivar.

    Con la derrota del ejército leonés el Rey y su comandante en jefe se exilian en Toledo mientras el grueso del ejército leonés se concentra en la bien defendida ciudad leonesa de Zamora. Y es aquí cuando el noble leonés Bellido Dolfos ejecuta al rey castellano, vuelve Alfonso, toma Castilla, conquista Toledo, se anexiona el País Vasco y engrandece el Reino de León para convertirlo de facto y de derecho en un Imperio.

    Así que cuando hablemos de historia, un poco de rigor.

    Pedro Ansúrez es el responsable de crear una línea defensiva fronteriza para defender León de Castilla en el que Valladolid era un eslabón más.

    Vamos, como el muro que quiere crear Donald Trump o el que separa Israel de Palestina.

    Así que de castellano Pedro Ansúrez no tenía ni un pelo, de anticastellano todo, y prefirió exiliarse con el rey de León en Toledo que jurar lealtad a un rey castellano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero Ansurez no tenia nada de anticastellano. Era conde de Monzon y vasallo de su señor al que sirvio y tambien apoyó al rey aragonés en contra de Urraca, la reina legitima de Leon. Era vasallo de su señor no un anticastellano asi que tienes razon al decir que hay que conocer la historia, pero toda no parcialmente

      Eliminar
    2. Castilla no era un condado navarro . Y tu proclamas que hay que conocer la historia. Pues a ver si te aplicas lo que dices y toda la interpretacion que haces que si el reino mas importante del su, que si imperio etc... Eres un completo ignorante y tu ignorancia te lleva a decir sandeces

      Eliminar
  6. Está muy bien tu intervención, Anónimo, por la visión que aportas más acorde con la documentación actual. Qué pena que tiñas tus palabras con adjetivos tan taxativos como anti-castellano y hagas esa comparación con Trump, tan poco afortunada. Pero bueno, es lo de menos. Lo bueno es lo que cuentas, que es rigurosamente cierto.

    Casilla, coo sabemos era un condado rebelde que había traído de cabeza al reino de León, también lo sabemos. Y así seguía siendo cuando Sancho el Mayor de Navarra se lo otorgó a su hijo Fernando con ocasión de sus bodas con Sancha de León. Cuando sucede la muerte del rey leonés y Fernando recibe la corona vía conyugal, pudo utilizar el añadido 'y de Castilla', pues ése era su título propio como titular de un condado que se sentía soberano (como ocurriría con Ramón Berenguer IV al casarse con Petronila de Aragón. Así o indican algunos indicios aunque no hay, que yo sepa, prueba documental. Fernando se siente emperador de León, como lo había hecho ya Alfonso III el Magno en el siglo IX y por ello reparte sus grandes estados como reinos entre sus hijos varones y da Zamora y Toro, como señoríos independientes, a sus hijas Urraca y Elvira. La guerra civil, entre hermanos, la inició el primogénito que se sentía postergado y cuando murió a traición en Zamora, el Cid salió huyendo. De entonces vino la enemistad con Alfonso VI y el Conde Ansúrez, atemperada por la fidelidad feudal y el carisma del Cid.
    Pero no creo que se pueda decir que Ansúrez sea anticastellano, así, rotundamente. En su familia hubo leonistas pero él fue más avanzado, como el rey Alfonso. Con ellos se fraguó de hecho la gran Castilla y se fundó Castilla la Nueva. Lo mismo que León había sucedido a la agreste Asturias -madre de todo el occidente español- Castilla acabó por suceder a León. Otra cosa es el sentimiento nacionalista leonés, siempre ultrajado (como los catalanes). Si Valladolid hubiera sido un enclave de defensa más en la línea del Duero, Ansúrez no hubiera hecho de la otrora aldea el solar de su casa con doña Eylo, ni hubiera mandado erigir la Colegiata, la parroquia de Santa María o el Puente Mayor. Lo que quiso, como en Íscar, Cuéllar o Madrid, fue avanzar la Reconquista y ganar territorio para Castilla en el centro peninsular, mientras León lo hacía hacia Salamanca, Cáceres y Portugal con Alfonso IX.

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Pos data: sería mejor utilizar los nombres propios ¿no? No entiendo por qué se ocultan.

    ResponderEliminar